El informe del accidente se develó

Los pilotos del vuelo AF447 de Air France que se cayó al mar el 1 de junio de 2009 con 228 personas a bordo, recibieron datos equivocados sobre la velocidad del aparato.

Así lo indica el informe provisional sobre el accidente publicado ayer vía Internet. Con esto se pretende determinar las circunstancias del accidente.
La caída del avión duró tres minutos y medio, añade el informe, que recoge los primeros resultados del estudio de la caja negra y que documenta por primera vez el diálogo que se dio en la cabina poco antes de la catástrofe.
“Ya no tenemos datos válidos”, fueron las últimas palabras del piloto que quedaron grabadas en la caja negra.
El informe confirma datos ya difundidos como, por ejemplo, que el piloto se encontraba descansando poco antes del inicio de los problemas. Eso fue cerca de las 02:00, por lo que uno de los dos copilotos había asumido el mando. Ese copiloto se encargó de informar a los azafatos de vuelo la entrada en una zona de turbulencias, a casi ocho minutos antes del fin de las grabaciones de las cajas negras. “Volveré a llamar en cuando hayamos salido”, señaló. Entonces, viró el avión ligeramente hacia la izquierda para evitar las turbulencias y el piloto automático se apagó.
Según el informe de la Oficina de Investigación y Análisis (BEA) , a cargo de la investigación técnica en Francia, en ese momento comenzaron los problemas. El avión tomó la derecha y el copiloto intentó ascender hacia la izquierda. El reporte señala que los pilotos vieron en los controles dos velocidades diferentes durante un poco menos de un minuto, una de ellas indicaba una caída brutal de la velocidad, continuó la BEA.
El velocímetro mostró la dramática pérdida de velocidad de 509 a 111 km/hora, algo que un segundo medidor registró solo un minuto después.
Además, añade que el segundo copiloto intentó en varias ocasiones llamar al capitán de vuelo a la cabina. El avión volvió a ascender y se tambaleó con fuerza. Poco después, todas las señales de velocidad fallaron, dice el reporte.
Para cuando el piloto llegó a la cabina, le confirmaron que no recibían los datos válidos. Las últimas señales indican una velocidad de caída de unos 200 kilómetros por hora.
Los investigadores indicaron que la tripulación se apegó a las reglas y que se prevén pausas para los pilotos. El piloto se presentó en cabina minuto y medio después de que se apagara el piloto automático. El vuelo AF447 de Air France se cayó al mar en una zona de tormenta, cuando cubría el trayecto Río de Janeiro-París.
Las cajas negras se recuperaron hace pocas semanas, tras varias acciones de búsqueda. Según las autoridades francesas, 29 cuerpos de los 228 ocupantes han sido rescatados.
El secretario de Estado francés para los Transportes, Thierry Mariani, anunció que las causas y las responsabilidades de este accidente se conocerán a fines de julio. Hasta ahora, el disfuncionamiento de las sondas Pitot fabricadas por Thales, que miden la velocidad del aparato, es el único desperfecto establecido para explicar la catástrofe. Pero sin embargo no puede ser por sí solo la única causa del accidente.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s